Nos pide una buena amiga recomendaciones para Ibiza, hace mucho, mucho que no caigo por allí pero tengo buenos amigos asiduros y algún que otro nativo de la zona, Para empezar un buen rinconcito para comer tranquilamente, está en Cala Mastella y tiene un encanto especial, se trata del restaurante del Bigotés en el cual degustar uno de los mejores «bullit de peix» de la isla. Es imprescindible reservar, en persona, y recomendamos llegar muy pronto y observar el ritual: primero ver la impresionante olla donde se hace el «bullit» y luego el arroz que se hace con el caldo resultante, y culminar la comida con un tradicional café caleta (todo ello por unos 25 €, precio por el cual se disfruta de una gran comida en un entorno único).